Autores: Andrés Barrantes Bonilla, Natalia Bonilla Núñez, Priscila Quesada Fernández, Heylin Rodríguez Villagra, Joyce Senior Angulo, Jaritza Vega Solano

thumb
SEMINARIO DE GRADUACIÓN - Cobertura de la atención integral que se brinda a los niños y las niñas preescolares en el primer nivel de atención en Costa Rica
Número de la escuela:
220
Año de presentación:
2,010
Resumen:
La cobertura total es un indicador utilizado en los compromisos de gestión, de la C.C.S.S., que busca medir el acceso que tiene la población a los servicios de salud, y responde a un cálculo matemático establecido por las autoridades pertinentes. En nuestro país, la atención a la infancia es considerada como prioritaria, tanto por los prestadores de servicios de salud, como por la población en general, esto se traduce en el hecho de que los resultados de las coberturas de atención en los niños y las niñas menores de un año, han sido siempre de las más altas, sin embargo, la atención integral de preescolares se ha visto relegada a un segundo plano, puesto que la asistencia de niños y niñas de 1 a menos de 6 años a los centros de salud ha disminuido considerablemente (Caja Costarricense de Seguro Social, 2007). En los últimos años la cobertura total para los niños preescolares ha aumentado únicamente en la región Brunca, y ha disminuido en las regiones Chorotega y Metropolitana, por lo que se hace necesario entender las razones asociadas a este comportamiento. Por lo tanto, el objetivo general de esta investigación es analizar las características de la cobertura de la atención integral en el Primer Nivel de Atención en niños y niñas de 1 a menos de 6 años en Damas de Desamparados, La Casona de Coto Brus y San Antonio de Nicoya. Esto permitirá conocer el cumplimiento según los usuarios y usuarias de los criterios de cobertura establecidos por la CCSS para la población infantil, también las razones de uso y no uso de los servicios según los usuarios (as) y los prestatarios de estos servicios. Esto con el fin de ofrecer información que puede orientar estrategias para mejorar la cobertura en los próximos años. Para alcanzar esta meta, se trabajó desde dos enfoques: uno cuantitativo y otro cualitativo. La población de este estudio estuvo compuesta por los usuarios y prestatarios de los servicios. Los primeros fueron las madres o encargados de los niños y niñas de 1 a 6 años de edad, quiénes llevan a los y las menores a las consultas para ese grupo de edad y residían en las comunidades ubicadas en San Antonio de Nicoya, Damas de Desamparados y La Casona en Coto Brus, y, además, formaron parte de la última Encuesta Nacional de Nutrición (E.N.N.) 2008-2009. Los prestatarios del servicio fueron los funcionarios a cargo de las consultas de control en los Equipos Básicos de Salud (E.B.A.I.S.) de cada uno de esos sitios centinelas. En el enfoque cuantitativo, se entrevistó 25 madres o encargadas en San Antonio de Nicoya, 62 en Damas de Desamparados y 31 en La Casona en Coto Brus, con el objetivo de conocer el cumplimiento de los criterios de cobertura establecidos en los programas de cobertura de la C.C.S.S. El enfoque cualitativo se trabajó con una muestra seleccionada a conveniencia para lograr determinar las razones de uso y no uso de los servicios antes mencionados, desde las perspectivas de las madres o encargados. Para ello se trabajó con 10 madres en San Antonio de Nicoya, 9 en Damas de Desamparados, y 10 en La Casona en Coto Brus, y con prestatarios de los servicios, trabajando con 2 miembros del E.B.A.I.S. de San Antonio de Nicoya, 4 de Damas de Desamparados y 3 de La Casona en Coto Brus. Además se realizaron observaciones sobre las consultas en los E.B.A.I.S. para los niños y niñas de ese grupo de edad, 2 Damas de Desamparados y 3 en La Casona en Coto Brus, y 2 sobre la infraestructura de los E.B.A.I.S. de San Antonio de Nicoya, con el objetivo de triangular la información desde 3 puntos de vista: madres o encargados, prestatarios de los servicios e observaciones de investigadores. A partir de los resultados en la asistencia a cita control el mayor porcentaje de asistencia se dio en la comunidad de Desamparados (64,2%), seguido por La Casona en Coto Brus (60,5%) y San Antonio de Nicoya (57,7%). Con respecto a los pasos propios de la consulta, se encontró que el informe de resultados de peso y talla por parte del médico se efectúa en más de un 90% de los casos en las tres localidades. La referencia para hemograma se manda al 95,3% de los niños y niñas de Damas de Desamparados, al 87,0% de los de La Casona y 80,0% de los menores de San Antonio de Nicoya. Las cifras de anemia reportadas en los tres lugares, a pesar de ser elevadas (en Damas 22,2%, La Casona 52,9% y San Antonio 58,3%), no pueden ser contrastadas con las cifras reportadas a nivel nacional, puesto que son reflejo de lo reportado por la madre o encargado y sólo toman en cuenta a los niños y niñas a quienes se les mandó el hemograma y recibieron los resultados del mismo. La asignación de próxima cita control se dio a por lo menos 50,0% de los niños y niñas reportados con anemia por su madre o encargado, en las tres comunidades. En cuanto a la visita domiciliar por parte de los A.T.A.P.S., se encontró que abarca el 86,6% de las casas en Damas, 69,2% en San Antonio y 31,2% en La Casona. Los menores porcentajes de vista a hogares reportados en las zonas rurales con respecto a zona urbana, se deben principalmente a las condiciones climáticas y geográficas adversas, la distancia entre hogares y las deficientes rutas de acceso a los mismos. Las razones de uso de los servicios en orden de importancia, se relacionan principalmente con los beneficios que trae la asistencia a la cita control para las madres o encargados, y los y las menores, como la tranquilidad de conocer el estado de salud del niño o niña, el diagnóstico y tratamiento de enfermedades y la entrega de medicamentos cuando lo requieran. Mientras que las razones de no uso se relacionan en primer lugar con percepciones de las madres o encargados sobre la importancia de la asistencia a la cita control y en segundo lugar, con el trato del personal de salud en general, así como problemas económicos y falta de información propios de estas y estos sobre el sistema de asignación de las citas y el seguro obligatorio del Estado para los niños y niñas. También el sistema de citas, las condiciones de las instalaciones y la atención brindada por el E.B.A.I.S., se unen a características de contexto propias de cada comunidad visitada, como la inseguridad ciudadana, largas distancias que se deben recorrer entre el E.B.A.I.S. y los hogares de los usuarios y usuarias en las dos comunidades rurales, problemas de transporte público, las malas vías de acceso, las condiciones climáticas desfavorables, la cultura y la pobreza, se unen como posibles razones de no uso de estos servicios. Como una recomendación general de esta investigación está el hecho de que la C.C.S.S debe mantener en los compromisos de gestión la consulta de atención integral de niños entre 1 y 6 años, así como promover la asignación previa de cita para esta consulta, ya que esto se considera el eje fundamental para aumentar los niveles de cobertura actual.
Tribunal:
Lic. Tatiana Martínez Jaikel (Directora) Dra. Xinia Fernández Rojas (Asesor 1) MSc. Silvia Vargas Oreamuno (Asesor 2) Dra. Lilliam Marín (Profesor invitado)

 Back